El poder del prarnayama: Ejercicios de control de la respiración

El mero hecho de respirar ya es maravilloso. Cuando lo haces conscientemente, puedes lograr mucho más que llevar aire a tus pulmones. De eso se trata el pranayama, que se consigue al realizar inhalaciones y exhalaciones controladas de aire.

La práctica del yoga se complementa con ciertas secuencias de pranayamas, como por ejemplo, el kapalbhati, que se hace para desintoxicar el cuerpo y limpiar los canales de energía. Entre otras técnicas se encuentra la nadi shodhan, que se basa en respirar por la nariz para calmar y centrar la mente, intercalando la inhalación y la exhalación, y su fin es armonizar los hemisferios izquierdo y derecho del cerebro, o sea, el lado lógico y el emocional de nuestra personalidad.

Así como estas dos técnicas de pranayama, hay otras más, como ujjayi y bhastrika, entre otras. Todas tienen atributos que benefician el cuerpo, la mente y el espíritu, así que te invitamos a que practiques a diario las que más te gusten. Tu vida cambiará.

BENEFICIOS DEL PRANAYAMA

  • Mejora y aumenta el prana, que es la fuerza universal que nos rodea.
  • Limpia los chacras.
  • Desbloquea los canales de energía o nadis.
  • Ayuda a tener más entusiasmo y energía.
  • Trae claridad mental.
  • Brinda salud al cuerpo.
  • Armoniza el cuerpo, la mente y el espíritu.

Si quieres conocer cómo se llevan a cabo estas secuencias, ven a nuestras clases de yoga, donde aprenderás algunas de estas técnicas de pranayama.